“En el cielo sí serás feliz, hazlo”. Esta joven animó a su novio a suicidarse. Hoy ha recibido su castigo

Michelle Carter, de 22 años, ha entrando finalmente en prisión para cumplir la pena de 15 meses a la que fue condenada por instar a su novio a suicidarse, según informa la agencia de noticias The Associated Press.

Carter tenía 17 años (estaba a tres semanas de cumplir 18) cuando Conrad Roy III, de 18 años, fue hallado muerto intoxicado por monóxido de carbono dentro de un coche aparcado en Massachusetts en julio de 2014. Cuando el joven decidió salir del coche, antes de desmayarse, Carter le animó a volver al vehículo, causando así su muerte, según la sentencia.

“Es el momento y tú estás preparado… hazlo, cariño”, le escribió en un mensaje de texto el mismo día de su muerte. “No puedes pensártelo. Sólo tienes que hacerlo. Dijiste que ibas a hacerlo. Ahora no entiendo por qué no lo haces”, escribió en otro.

El abogado de Carter, Joseph Cataldo, argumentó que fue Roy el que decidió suicidarse y nada de lo que ella hubiera podido hacer hubiera cambiado ese hecho. Según su testimonio, Carter intentó en un principio convencerle de que lo no lo hiciera y buscara ayuda profesional, pero finalmente decidió aceptar su plan.

Michelle Carter, en tres imágenes de archivo durante su proceso judicial. © Copyright (c) 2019 Telemundo. Michelle Carter, en tres imágenes de archivo durante su proceso judicial.

Pero el juez, Lawrence Moniz, basó su condena en el hecho de que Carter le pidiera a Roy que volviera al coche después de que éste saliera, mientras se estaba llenando de monóxido de carbono, y le dijera a la chica por mensaje que estaba asustado. “¡Métete de nuevo al pinche carro!”, le espetó ella por mensaje.

“Vas a ir al cielo. No más dolor. Está bien tener miedo y es normal, digo, estás a punto de morir”, le escribió ella, “aquí no eres feliz y jamás lo serás. En el cielo sí que serás feliz. Simplemente hazlo”.

Carter y Roy se habían conocido en Florida en 2012 cuando estaban veraneando con sus respectivas familias, y apenas volvieron a verse desde entonces; su relación transcurrió mayormente por mensajes de móvil. Ambos sufrían depresión; Carter había sido tratada por anorexia, y Roy había intentado suicidarse varias veces antes.

Según la Fiscalía, Carter “usó a Conrad como un peón” en un macabro juego de ajedrez, para atraer la atención tras su muerte como “novia en duelo”.

La joven fue condenada a dos años y medio de prisión, pero tras 15 meses quedará en libertad condicional. Este lunes ha ingresado en prisión, a la espera de que sus abogados recurran ante la Corte Suprema.